Flores en el desierto



Las flores de los entornos más hostiles del planeta, montañas, desiertos, suelen ser las más bellas, y solemos pensar que de las mayores dificultades, surgen las mayores bellezas, aunque un entomólogo o un botánico te dirán, que hay menos insectos que las polinicen, por lo tanto más competencia entre ellas, y de ahí que su reclamo, su corola de pétalos, tenga que ser mucho más llamativa, puro mercantilismo, adios a la idea romántica.
Si conseguimos alguna cosa sin esfuerzo, o si es muy sencilla, no nos satisface tanto como aquellas que nos han costado mucho, aunque es cierto que cuanto más horas, mimo, paciencia y dedicación invertimos en algo, generalmente se traducen en un producto mejor.
Lo malo es cuando hay que hacer muchas cosas pequeñas para conseguir una mayor, no lo hacemos, porque somos incapaces de darnos cuenta de la visión de conjunto, en la vida cotidiana, obviamos el realizar muchas tareas, porque no nos aportan relevancia, no nos satisfacen, nos parecen tonterías, pero el cúmulo de esas tareas, producen un bien mayor, para tu persona y las que la rodean.
Así que no te dejes deslumbrar por la belleza exuberante y disfruta tambien de las pequeñas florecillas, porque al final en su conjunto tambien son capaces de satisfacer tu alma y las de tu entorno.

No hay comentarios :