House of Cards (Netflix): Venganza Política


La nueva serie de Neflix ha sido creada por Beau Willimon y producida por éste, David Fincher y Kevin Spacey, está basada en la miniserie homónima de la BBC que adaptó Andrew Davies de una novela de Michael Dobbs, tratará sobre la trastienda política en Washington.  El reparto en sus papeles principales: Kevin Spacey / Frank Underwood, Robin Wright / Claire Underwood, Kate Mara / Zoe Barnes, Corey Stoll / Peter Russo, Constance Zimmer / Janine Skorsky, y Reuel Pendleton / Blair.

Kevin Spacey en la piel de un político traicionado por su partido al apartarlo de un cargo importante prometido, promesas que se lleva el viento, viento con el que él formará un huracán, para que aquellos que le han relegado sufran utilizando todos los medios, contactos y experiencia que ha adquirido, amenazas o halagos, cualquier medio sirve para sus fines, sonríe, mientras rompiendo la cuarta pared nos cuenta sus pareceres reales sobre lo que sucede.

Los títulos de crédito definen bien la serie, un sitio donde todo debería brillar pero poco a poco las sombras se apoderan de todos los estamentos para dejarlos en la oscuridad de la noche más absoluta.  La capital donde no se busca el bienestar de los votantes si no los juegos de poder, la política del beneficio personal aplastando a todo contrincante que se oponga, y una prensa ávida de hacer caer a estos ídolos con pies de barro para recuperar el crédito y los lectores que decaen cada día más.

Un gran reparto encabezado por una pareja comprometida con un objetivo común perfectamente interpretada por Kevin Spacey y Robin Wright, rodeados por un gran grupo de secundarios, con un tono de documental desapegado imprimido por David Fincher, parecido al que desplegó en Zodiac, pero no es uno de sus mejores trabajos.

Las peroratas a cámara del protagonistas y sus frases lapidarias funcionan bastante bien, sobre todo por el buen hacer del Sr. Spacey y su cara ladina, pero la limpieza y pulcritud con la que suceden los acontecimientos le quitan algo de interés y drama al guión, se necesita más garra y problemas para los protagonistas para que sus acciones cobren relevancia.

Resumiendo una maquivélica historia sobre una pareja que quiere hacerse un hueco en lo más alto de la escalera del poder en Washington D.C. con un gran reparto, una buena dirección, una gran fotografía, serie con calidad aunque le falta un poco más de garra.

- EN BREVE: Washington D.C, Política, Periodismo, Juegos de Poder.
- PUNTUACIÓN: 6,8.

- Mis impresiones sobre las nuevas series de la temporada 2012-2013, AQUÍ.

2 comentarios :

OsKar108 dijo...

Tenía gabas de que llegase, y he leído pequeños comentarios bastante contradictorios, algunos dejándola un tanto mal y otras poniéndola bien, pero sin excesos, así que, como siempre, y más que nunca mi criterio deberá ser el importante jajajajajaa.

¡Saludos!

satrian dijo...

OsKar108 - Se queda en serie buena, de todas formas están todos los capítulos disponibles así que se puede hacer una pequeña maratón para ver si mejora, se mantiene o pierde.
Saludos para tí también.